Discover Nikkei Logo

https://www.discovernikkei.org/es/journal/2024/5/12/ken-nakazawa-1/

Parte I: Los primeros años

Ken Nakazawa se destacó entre los pocos Issei que fueron aceptados en la cultura estadounidense dominante en los años previos a la Segunda Guerra Mundial. Nakazawa fue un profesor muy respetado en la Universidad del Sur de California (uno de los primeros japoneses étnicos en la facultad de una importante universidad estadounidense), así como conferencista, ensayista, dramaturgo e intérprete de la cultura japonesa. También se desempeñó como diplomático y líder comunitario en el consulado japonés en Los Ángeles. Sin embargo, el apoyo abierto de Nakazawa a las invasiones y ocupación japonesas de China finalmente eclipsó su otrora prodigiosa popularidad.

Nació en la ciudad de Yanagawa, Fukushima-ken, Japón. Su fecha de nacimiento fue informada de diversas formas como 18 de diciembre de 1885 (la fecha que figura en su lápida), 17 de diciembre de 1884 (registrada en documentos gubernamentales), 1883 y 1886. Su padre era Akiyoshi Goto. En algún momento, Ken fue adoptado por la familia Nakazawa en Japón.

Según investigadores del gobierno, navegó a América desde Yokohama en 1906 en el barco de vapor Doric , utilizando un pasaporte a nombre de Goto. Más tarde afirmó que todos sus registros, incluido su pasaporte japonés, fueron destruidos en un incendio en el Hotel Esmond en Portland, Oregón, en julio de 1918.

Según relatos posteriores, de los cuales el propio Nakazawa fue presumiblemente la fuente de información, se graduó en la Universidad de Waseda y luego asistió a la Universidad de Oregon para especializarse en inglés. Afirmó haber enseñado en la Universidad de Oregon, Reed College y la Universidad de Washington.

Por el contrario, un artículo publicado en un periódico en la década de 1920 relataba que el padre de Nakazawa lo envió a Estados Unidos a trabajar como trabajador común para que su hermano pudiera estudiar en la Academia de Bellas Artes de Tokio. Una tarjeta de reclutamiento superviviente de la Primera Guerra Mundial, emitida en 1918, indica que Nakazawa vivía en Portland, Oregon y trabajaba como conserje.

En julio de 1920, Nakazawa se había inscrito en una clase de oratoria en el campus de Portland de la Universidad de Oregón. En febrero de 1921, pronunció un discurso humorístico en una cena del departamento sobre "Scientific Tickling". Durante este período, parece haber escrito cuentos y obras de teatro. En el verano de 1921, obtuvo su primera atención pública cuando su obra de un acto, The Candyman of the Temple Gate , fue presentada por la Portland Drama League en una velada totalmente japonesa en cooperación con el consulado japonés local. Nakazawa interpretó al vendedor de dulces del mismo nombre, el Sr. Iwano. Después de la actuación, el Morning Oregonian declaró: “ The Candyman of the Temple Gate fue escrito por Ken Nakazawa, un japonés local que estudia con la Sra. Mabel Holmes en las clases de extensión de Portland de la Universidad de Oregon... Su estilo es suave y elegante, y su pequeña obra abunda en líneas caprichosas y situaciones interesantes”.

Nakazawa siguió con otra obra corta, The Fallen Blossoms . Según una historia, se produjo por primera vez después del gran terremoto de Tokio de 1923 en una actuación benéfica de los Pasadena Community Players en California, celebrada para recaudar fondos para reconstruir el Tsuda College de Japón, gravemente dañado por el terremoto. La actuación resultó un éxito fenomenal y luego la obra fue representada en Los Ángeles por el MacDowell Club y el Ebell Club. En 1928, Hollywood Community Players presentó una versión más larga de la obra, dirigida por Louise Avery Hastings, con un reparto protagonizado por los conocidos actores Beatrice Prentice, William Raymond y Carlo Schipa. En 1926, la obra se produjo en Portland con la partitura del compositor John Anderson. The Persimmon Thief , obra japonesa adaptada por Nakazawa, también recibió representaciones amateur.

Mientras tanto, Nakazawa proporcionó el escenario para un ballet, El alma de un arpa , con música del compositor Aaron Avshalomoff. En 1927, la Portland Junior Symphony interpretó una escena, La muerte de Kin-Sei . Al año siguiente, la Sinfónica de San Francisco hizo lo mismo. La obra completa se representó en Tianjin, China, en 1930.

Una escena del ballet de Nakazawa, El alma de un arpa , se estrenó en Portland, Oregón, en 1927. Todas las fotografías son cortesía del autor.

Con el apoyo de su profesora de inglés, Ida V. Turney, Nakazawa también publicó piezas de ficción corta. En febrero de 1924, la revista nacional McCall's publicó Moonbird , un cuento popular japonés contado desde el punto de vista de una niña (para hacerse pasar por narradora, la autora publicó bajo el nombre de "Miss Ken Nakazawa"). También publicó un artículo cómico, “Tratado sobre las cosquillas científicas en la cría de aves de corral”. La historia de Nakazawa “The Doll Flowers”, ambientada en el Japón contemporáneo, se incluyó en el libro Monogatari de 1924, una antología de historias japonesas del editor Don Seitz. Su cuento “¡Pícame!” apareció en 1927 en la popular revista infantil San Nicolás. Según se informa, Nakazawa reunió una colección de historias, llamadas alternativamente Moon Bird o The Purple Butterfly , que, según él, fue aceptada por los editores de Macmillan, pero que nunca se imprimió.

En 1927, la distinguida editorial Harper's publicó el libro de Nakazawa The Weaver of the Frost , una colección de una docena de cuentos populares japoneses. Los Angeles Times se refirió al libro como “Lleno de fantasía oriental que da un sabor peculiar a la leyenda y al cuento de hadas”, mientras que The Cincinnati Post lo elogió como “contado con un encanto oriental”. Carey McWilliams calificó el volumen como "una encantadora colección de cuentos de hadas japoneses". Witter Bynner revisó favorablemente el libro en The Saturday Review , pero informó erróneamente que el autor Nakagawa tenía solo ocho años.

Nakazawa también se dedicó al periodismo independiente. Durante el verano de 1926, escribió una serie de artículos periodísticos para el Portland News sobre el caso judicial federal de Tokokichi Ogura, quien había presentado una demanda por daños y perjuicios después de haber sido perseguido por una turba racista de la ciudad de Toledo, Oregón, el año anterior.

Casi al mismo tiempo, Nakagawa publicó “Horse Bandits and Opium”, un artículo sobre el tráfico de opio en China, en la revista Forum. Nakazawa proclamó que la mayor parte de la producción y venta de narcóticos chinos en realidad la llevaban a cabo “Ma Fei”, bandidos a caballo con base en Manchuria. No está claro dónde encontró su información sobre el tema, que puede haber sido inventada:

El Ma Fei moderno apareció hace unos 50 años. Incluye hombres de todas las clases y condiciones. Hay ladrones comunes y también exiliados políticos. Hay soldados sin sueldo y aspirantes a puestos gubernamentales. Como otros bandidos, Ma Fei roba, secuestra y chantajea. Pero en la mayoría de los casos se entregan a estas actividades para ganarse el costo de la producción de opio. Por eso están comparativamente inactivos (es decir, inactivos como ladrones) durante la temporada del opio, entre junio y agosto.

El artículo se reimprimió en Reader's Digest , ampliando su circulación nacional.

Más allá de su recepción como escritor y periodista, Nakazawa alcanzó renombre como profesor y conferencista público sobre diversos temas relacionados con la cultura asiática. En el otoño de 1921 habló ante el Portland Flute Club sobre la flauta japonesa, con la ayuda de un par de intérpretes. En la primavera de 1922, dio una charla en el Reed College sobre las relaciones entre Estados Unidos y Japón. Nakazawa afirmó que gran parte de la hostilidad entre las dos naciones podría eliminarse si estudiaran el arte y la literatura de cada uno.

En febrero de 1926, el Crescent , el periódico del Pacific College (hoy Universidad George Fox) informó que Ken Nakazawa, “poeta japonés de Portland”, había venido a dar una conferencia sobre la historia de la poesía japonesa en la hora de la capilla, explicando brevemente la diferencia entre Tonka y el Hokku (Haiku).

Diario estadista, 24 de febrero de 1927

A principios de 1927 habló en la YMCA de Portland, utilizando 213 diapositivas importadas de Japón. Un periódico informó que Nakazawa ofrecería un estudio general de la historia, el arte y la literatura japoneses, abordando temas como las impresiones en color, el arte floral, la ceremonia del té, la vida escolar y familiar de los estudiantes japoneses, los problemas de la sociedad japonesa moderna, la poesía y el teatro. .

En abril de 1927, Nakazawa viajó al campus de la Universidad de Oregón en Eugene para dar una serie de conferencias ilustradas. Un estudiante corresponsal, “LD”, se refirió al invitado como “informalmente digno, simpático y modesto, con una personalidad atractiva”.

El periódico The Emerald señaló que el tema de las conferencias fue la historia de la cultura japonesa y el tira y afloja entre tradición y modernidad en Japón. "Señor. Nakazawa se refirió a la arquitectura del viejo y nuevo Japón y destacó el hecho de que los arquitectos estadounidenses han trabajado en la construcción de estructuras modernas a prueba de terremotos en las grandes ciudades. Los japoneses importan una gran cantidad de 'polvo americano' que, razonablemente, no son polvos faciales, sino harina de trigo, señaló. Concluyó que la principal novedad del Japón moderno era el desarrollo de una prensa libre (hay al menos 47 periódicos sólo en Tokio) en contraste con la censura de una época pasada.

En 1926, la Universidad del Sur de California reclutó a Ken Nakazawa para enseñar arte, literatura e idiomas orientales. Al mismo tiempo ocupó un puesto asalariado en el consulado japonés de Los Ángeles. Comenzó sus funciones en la USC en algún momento de 1927 y en 1929 fue nombrado instructor de Arte y Filosofía Orientales. En el otoño de 1930, realizó un curso de un año completo de literatura japonesa y china en la USC, además de un curso de un solo semestre sobre Historia Oriental. No está claro si alguna vez se convirtió en miembro regular de la facultad. El censo de 1930, que lo identificó como huésped de un hotel de la YMCA en la calle South Hope, enumeró su ocupación como profesor de idioma japonés. Si bien se identificó como el Dr. Ken Nakazawa y obtuvo un doctorado de la Universidad de Oregon, no parece que alguna vez haya obtenido ningún título allí.

Nakazawa dedicó la mayor parte de su tiempo a preparar e impartir conferencias sobre diversos temas. Se dirigió al Club MacDowell de Artes Afines sobre “Los antecedentes y la técnica del drama chino y japonés”, habló sobre arte oriental en la Escuela de Arquitectura de la USC y, en noviembre de 1927, se dirigió al Club 100 Percent de Pasadena sobre los problemas sociales de Japón. Afirmó que la solución al principal problema de Japón, la superpoblación, no radicaba en la emigración sino en la reorganización del sistema industrial japonés para favorecer la producción de bienes de alta calidad. En el otoño de 1927 pronunció una serie de conferencias sobre “El arte del Lejano Oriente” en la UCLA y luego en el Southwest Museum. Una de estas conferencias, sobre los botiquines en miniatura de Japón, se publicó posteriormente en la revista Masterkey: Anthropology of the Americas del Southwest Museum.

En la primavera de 1928, Nakazawa se presentó en un evento “Abril en Japón” en San Francisco; habló sobre “grabados japoneses” ante el Los Angeles Three Arts Club; pronunció una conferencia sobre arte y arquitectura en China y Japón, completa con diapositivas de linterna, ante el Capítulo del Sur de California del Instituto Americano de Arquitectos; y dio una conferencia sobre Noh Drama en el Friday Morning Club.

En agosto de 1928, en su calidad de empleado del consulado japonés de Los Ángeles, Nakazawa pronunció un breve discurso sobre el arte japonés en una gigantesca celebración del Día de Japón en el recinto de exposiciones Pacific Southwest, ante una multitud de 25.000 japoneses, declarada la reunión más grande. de “orientales” que se reunieron al mismo tiempo en el sur de California. Dos meses más tarde, habló ante un grupo de empleados consulares en Bridge Hall de la USC, ofreciendo comentarios sobre el arte y la literatura japoneses al final del período Tokugawa.

En noviembre de 1928 pronunció una conferencia en el City Club de Los Ángeles. Los Angeles Times elogió irónicamente la charla como un examen del alma de Japón: “Nuestra reverencia por los antepasados ​​se basa en el amor, no en el miedo, y ha dado a Japón un sentido de unidad y pureza que probablemente ninguna otra religión o sistema ético podría lograr. han inspirado. Socialmente, Japón es muy parecido a Estados Unidos, sólo que somos más clandestinos y nuestro pleno desarrollo de la conciencia social se ha visto retrasado por las acciones e ideas de los señores feudales de la guerra. Desde el punto de vista gubernamental, nos acercamos en realidad a la democracia de Estados Unidos, a pesar de que todavía somos una monarquía constitucional. Industrialmente, estamos siguiendo los pasos de Estados Unidos. Sin embargo, la maquinaria está reemplazando rápidamente a los hombres, con nuestra tremenda mano de obra. Me gustaría que mi gente se especializara más en el trabajo manual, en el que son competentes”.

En 1933, Ken Nakazawa se casó con Tomiko Nakazawa (de soltera Tsukada), una mujer issei educada, y se convirtió en padrastro de sus tres hijos: Karl, Albert y Warren.

Continuará... >>

© 2024 Greg Robinson

biografías California prefectura de Fukushima generaciones inmigrantes inmigración issei Japón periodismo Los Ángeles migración Oregón obras Portland (Oregón) preguerra Tohoku Estados Unidos Universidad de California del Sur
Sobre esta serie

This series recovers the life and writings of Ken Nakazawa, a multi talented Issei playwright, essayist, and critic who taught at USC in the prewar era. Nakawaza was one of the first ethnic Japanese to hold a position as professor at a major American university. He also was an employee of the Los Angeles Japanese consulate and a public defender of Tokyo’s foreign policy during the 1930s. His prewar popularity career reveals the space open to outstanding talents, even on the West Coast, but also the price of identifying with the Japanese “enemy.”

Conoce más
Acerca del Autor

Greg Robinson, nativo de Nueva York, es profesor de historia en la Universidad de Quebec en Montreal , una institución franco-parlante  de Montreal, Canadá. Él es autor de los libros By Order of the President: FDR and the Internment of Japanese Americans (Editorial de la Universidad de Harvard, 2001), A Tragedy of Democracy; Japanese Confinement in North America (Editorial de la Universidad de Columbia, 2009), After Camp: Portraits in Postwar Japanese Life and Politics (Editorial de la Universidad de California, 2012), y Pacific Citizens: Larry and Guyo Tajiri and Japanese American Journalism in the World War II Era (Editorial de la Universidad de Illinois, 2012), The Great Unknown: Japanese American Sketches (Editorial de la Universidad de Colorado, 2016), y coeditor de la antología Miné Okubo: Following Her Own Road (Editorial de la Universidad de Washington, 2008). Robinson es además coeditor del volumen de John Okada - The Life & Rediscovered Work of the Author of No-No Boy (Editorial del Universidad de Washington, 2018). El último libro de Robinson es una antología de sus columnas, The Unsung Great: Portraits of Extraordinary Japanese Americans (Editorial del Universidad de Washington, 2020). Puede ser contactado al email robinson.greg@uqam.ca.

Última actualización en julio de 2021

¡Explora Más Historias! Conoce más sobre los nikkeis de todo el mundo buscando en nuestro inmenso archivo. Explora la sección Journal
¡Buscamos historias como las tuyas! Envía tu artículo, ensayo, ficción o poesía para incluirla en nuestro archivo de historias nikkeis globales. Conoce más
Discover Nikkei brandmark Nuevo Diseño del Sitio Mira los nuevos y emocionantes cambios de Descubra a los Nikkei. ¡Entérate qué es lo nuevo y qué es lo que se viene pronto! Conoce más

Discover Nikkei Updates

CRÓNICAS NIKKEI #13
Nombres Nikkei 2: ¿Grace, Graça, Graciela, Megumi?
¿Qué hay en un nombre? Comparte la historia de tu nombre con nuestra comunidad. ¡Las presentaciones están abiertas!
ACTUALIZACIONES DEL PROYECTO
NUEVO DISEÑO DEL SITIO
Mira los nuevos y emocionantes cambios de Descubra a los Nikkei. ¡Entérate qué es lo nuevo y qué es lo que se viene pronto!