Discover Nikkei Logo

https://www.discovernikkei.org/es/journal/2023/6/2/postales-nikkei/

“Postales nikkei”: correspondencia generacional

El equipo de actores y producción de "Postales nikkei" en su presentación en el Teatro Peruano Japonés. Crédito: Asociación Peruano Japonesa / Jaime Takuma.

Inició como una obra de teatro y luego se convirtió en un manifiesto intergeneracional a través del concurso “Cartas Nikkei del Bicentenario”, cuyo objetivo fue documentar el sentir de los miembros de la comunidad peruano japonesa sobre los 200 años de la Independencia del Perú. Uno de sus integrantes más jóvenes, el dramaturgo nikkei Daniel Goya, había tenido una idea predecesora que convirtió en la puesta en escena “Cartas del bicentenario”, presentada en la Biblioteca Nacional del Perú.

Subtitulada “Escenas teatrales y una cápsula del tiempo”, la obra buscaba unir 100 años de temas e historias que rodean a los peruanos; su forma de pensar y su visión de cada época. Se presentó en agosto de 2021, evocando al lejano 1921 y al futuro 2121, con una decena de actores y un objetivo: reunir cartas que serán conservadas para ser abiertas dentro de 100 años. Su afán reflexivo y la conexión de Daniel con la comunidad nikkei hizo más fácil una versión que representara a los migrantes del país del sol naciente.

A inicios del 2022, se presentó en la Asociación Peruano Japonesa la obra en tres actos “Cartas Nikkei del Bicentenario”, escrita por el mismo Goya, contando con los actores nikkei Wenddy Nishimazuruga Méndez, Seiji Igei Kohatsu, Gustavo Barreda Fudimoto y Cindy Nishimazuruga, en reemplazo de Biviana Goto Sánchez, para una audiencia reducida debido a la pandemia.

“Conocía a Wendy de años atrás y luego nos fueron presentando a más actores. Así conocí a Seiji, a Gustavo y luego a Cindy. Ha sido un equipo maravilloso con el que compartimos aficiones y sueños. Es increíble contar con un equipo que te respalda y que cree en tu trabajo”, comenta Daniel, quien los volvería a ver en abril de 2023 para el montaje de una nueva versión de la obra titulada “Postales nikkei”, en el Teatro Peruano Japonés.

Cindy Nishimazuruga (izquierda) y Wendy Nishimazuruga (derecha) en una de las historias de la obra "Postales Nikkei". Crédito: Asociación Peruano Japonesa / Jaime Takuma.


Ficción y realidad

“El reto fue mayor porque ahora se hizo en el teatro, se convocó a más personas y cada público es distinto”, cuenta Gustavo Barreda, quien en una de las escenas hace el papel de un japonés que es partícipe de un shashin kekkon (matrimonios “arreglados” en el que la pareja se conocía por fotografía) y otro donde ayuda a financiar la donación del monumento a Manco Cápac que hizo el gobierno japonés al peruano. “En mi caso hubo una conexión porque yo de chiquito jugaba cerca de esa plaza y luego supe la historia”, dice Gustavo, quien también conoció historias menos alegres.

Una de ellas fue la de los saqueos de los negocios japoneses durante la Segunda Guerra Mundial. “Luego entendí por qué mi abuela no me hablaba en japonés sabiendo ella el idioma”, recuerda, junto a otras historias familiares como la de sus tíos peluqueros, tan similares a la obra de teatro. “Y poco a poco hemos ido intercambiando anécdotas con los demás actores y nos hemos dado cuenta de que todos tenemos alguna relación con estas historias”.

Con “Postales nikkei” este grupo de actores, liderados por Daniel Goya y su grupo de teatro “El club de los aquellos”, realizó también una presentación para niños. “Ha sido la mejor función de mi vida… la energía, los aplausos… ellos reaccionan de otra manera, pero te das cuenta de que están metidos en la obra”, dice Daniel, quien, gracias a esta puesta en escena, se ha reencontrado con los ensayos y sus experimentos, además de sus propias raíces.

“Cuando era niño no visitaba mucho la colonia, hacer estas escenas me ha ayudado a reencontrarme con palabras que no había vuelto a escuchar desde que se las oí a mi papá”, cuenta Daniel, para quien el teatro viene siendo una fórmula para explorar algunos temas que está redescubriendo, como la relación de padres e hijos hombres. “De ahí la escena del maestro que deja Japón y a su padre”, dice en referencia a la historia de Goro Yokose,1 quien inició junto a su esposa la primera escuela japonesa en Perú, Lima Nikko, en 1920.

Gustavo Barreda Fudimoto (sentado) y Seiji Igei Kohatsu (de pie) recrean la historia de la donación del monumento de Manco Cápac. Crédito: Asociación Peruano Japonesa / Jaime Takuma.


Postales de pandemia

Gustavo Barreda cuenta que antes de pandemia venía haciendo un montaje llamado “El primer caso de Black & Jack”, una comedia que abrió un largo paréntesis hasta “Cartas Nikkei del Bicentenario”, en la que fue difícil trabajar por las mascarillas y por todos los protocolos de distanciamiento. “Te haces muy amigo en este tipo de obras, se genera mucha confianza, pero había esa barrera”, dice Gustavo, quien antes de regresar a las tablas estuvo involucrado en lo escénico desde la producción y la dirección, en especial en los shows y festivales de la colectividad.

Para Daniel Goya, hacer esta obra también supuso un cambio cultural para las actrices. Él explica que “para darle verosimilitud, teníamos que recrear cierto aire de solemnidad que tenían los nikkei mayores y hubo que decirles a las actrices que no podían mirar a los ojos. Son cosas impensables ahora pero que son parte de nuestra historia”. Dice que le gustaría continuar con una segunda parte de “Postales Nikkei” porque hay muchas historias que se han quedado en el tintero. Por ahora se encuentra trabajando en dos obras y colaborando en una tercera.

“Creo que la migración es un material muy rico para contar historias y las de la colonia japonesa son muy interesantes por sus ganas de hacer del Perú su hogar”, añade Goya, cuyo personaje en el cuarto acto de “Postales nikkei” es el de un japonés que ha sufrido los saqueos de su bodega durante la guerra y que deberá superar la desconfianza y el miedo ante una sociedad que los rechaza. Afortunadamente, los tiempos han cambiado y quién sabe cuánto más dentro de cien años.

El dramaturgo Daniel Goya (al centro) ha dirigido y actuado en esta obra que empezó como una obra sobre el Perú. Crédito: Asociación Peruano Japonesa / Jaime Takuma.

Note:

1. Milagros Tsukayama Shinzato, “Lima Nikko, la única asociación de exalumnos de una escuela japonesa en el Perú,” (Descubra a los Nikkei, 14 Mar 2018)

 

© 2023 Javier García Wong-Kit

Perú
Acerca del Autor

Javier García Wong-Kit es periodista, docente y director de la revista Otros Tiempos. Es autor de Tentaciones narrativas (Redactum, 2014) y De mis cuarenta (ebook, 2021). Escribe para Kaikan, la revista de la Asociación Peruano Japonesa. 

Última actualización en abril de 2022

¡Explora Más Historias! Conoce más sobre los nikkeis de todo el mundo buscando en nuestro inmenso archivo. Explora la sección Journal
¡Buscamos historias como las tuyas! Envía tu artículo, ensayo, ficción o poesía para incluirla en nuestro archivo de historias nikkeis globales. Conoce más
Discover Nikkei brandmark Nuevo Diseño del Sitio Mira los nuevos y emocionantes cambios de Descubra a los Nikkei. ¡Entérate qué es lo nuevo y qué es lo que se viene pronto! Conoce más

Discover Nikkei Updates

CRÓNICAS NIKKEI #13
Nombres Nikkei 2: ¿Grace, Graça, Graciela, Megumi?
¿Qué hay en un nombre? Comparte la historia de tu nombre con nuestra comunidad. ¡Las presentaciones están abiertas!
ACTUALIZACIONES DEL PROYECTO
NUEVO DISEÑO DEL SITIO
Mira los nuevos y emocionantes cambios de Descubra a los Nikkei. ¡Entérate qué es lo nuevo y qué es lo que se viene pronto!